Acanto-Acanthus Mollis

 

Acanthus Mollis es una planta herbácea perenne perteneciente a la familia Acanthaceae, es originaria de países del Mediterráneo se desarrolla en lugares húmedos y frescos entre rocas y en pendientes sombreadas. Actualmente se cultiva como planta ornamental en muchos países. Es una planta amplia de rizomas gruesos que alcanza el metro de altura y algo mas en floración. Forma matas redondeadas con hojas que crecen formando rosetas.

 

 

 

Las hojas son muy grandes y alargadas, están divididas en lóbulos grandes y ovalados de bordes irregulares y de color verde oscuro brillante, en ejemplares adultos las hojas pueden medir cuarenta o cincuenta centímetros de longitud. Las hojas presentan una nerviación central longitudinal hendida de color verde claro, los folíolos presentan también nerviaciones longitudinales centrales hendidas y nerviaciones secundarias de color verde claro.

 

 

 

 

Florece a finales de primavera o principios de verano. Las inflorescencias son grandes y verticales muy llamativas y decorativas, se componen de un tallo grueso y cilíndrico, largo, que puede alcanzar el metro y medio de longitud, esta repleto de flores de color blanco envueltas por dos brácteas de color purpura, la bráctea superior es lisa y la inferior espinosa y dentadas. Las flores se disponen en pisos, cuatro flores por piso y crecen directamente en el tallo floral. Cada planta desarrolla varios tallos florales que se desarrollan prácticamente desde la base de la planta.

 

 

 

 

Situación de sombra parcial o sombra luminosa, en sus lugares de origen crece debajo de arboles. Sus raíces son gruesas y necesitan espacio para desarrollarse, podemos plantar los ejemplares en tierra, directamente en el suelo del jardin o en grandes macetas para decorar terrazas en ubicaciones sombreadas. Situación protegida de los fuertes vientos que estropean sus hojas, puede cultivarse en emplazamientos protegidos cercanos al mar. Muy decorativa en grupos cultivada bajo arboles respetando una distancia de plantación de alrededor de noventa centímetros.

 

 

 

Prefiere un suelo profundo y rico en materia orgánica y turba, ligeramente húmedo pero bien drenado. Si la tierra es infértil puede que las plantas no florezcan, añadiremos materia orgánica a finales de invierno para enriquecer el terreno. Acanthus Mollis es ideal para sembrar en pendientes debajo de arboles, sus gruesas raíces ayudan a estabilizar el terreno, perfecta también para jardines amplios y sombreados.

 

 

 

Riegos regulares en primavera y en verano, en invierno necesitan poco riego. Mantener el suelo ligeramente húmedo en época de máximo crecimiento y floración, pero evitar empapar el sustrato, sus gruesas raíces son muy sensibles al encharcamiento. Si las cultivamos en macetas es recomendable no colocar platos a sus pies para evitar pudriciones.

 

 

 

Cortar las hojas estropeadas y secas a finales de invierno o principios de primavera, cuando las flores se sequen es recomendable cortar la vara floral desde su base para mantener las plantas saludables y bonitas, si deseamos obtener semillas podemos dejar algunas varas florales, ir cortando las hojas secas despues de la floración para evitar la proliferación de plagas. Prefiere temperaturas moderadas invernales pero puede resistir algunos grados bajo cero, aunque puede que la mayoría de sus hojas se sequen para brotar de nuevo en primavera cuando las temperaturas empiecen a subir.

 

 

 

Se reproduce por semillas, división de mata o porciones de sus rizomas. Recogeremos las semillas cuando estén maduras a finales de verano o principios de otoño y las sembraremos en macetas, mantendremos el sustrato ligeramente húmedo en un emplazamiento sombreado. Si esperamos a la primavera para sembrar las semillas es recomendable sumergirlas en agua al menos veinticuatro horas para que su cubierta se reblandezca y germine mas rapidamente. Dividiremos las plantas adultas a finales de invierno o principios de otoño, obteniendo varias porciones de la planta madre que contengan raíces y hojas. En septiembre u octubre también podemos cortar parte de sus rizomas para obtener nuevas plantas.

 

 

 

Se le atribuyen propiedades medicinales, y es utilizada como anti inflamatorio. Es una planta muy resistente ante plagas y enfermedades, ocasionalmente en condiciones de mucha humedad puede aparecer oídio en sus hojas, un hongo de apariencia blanquecina que las cubre, deberemos pulverizar las hojas con un producto especifico para combatirlo. Los caracoles y las babosas pueden provocar daños en su vegetación. El exceso de riego y mal drenaje puede ocasionar pudriciones, para evitarlo es recomendable regar con cuidado de no encharcar el terreno y proporcionar a las plantas un sustrato drenante. DIFICULTAD BAJA.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *