Mirto de Nueva Zelanda Magic Dragon-Lophomyrtus Ralpii Magic Dragon

 

Lophomyrtus Ralpii Magic Dragon es un arbusto perenne perteneciente a la familia  Mirtaceae, es originario de Nueva Zelanda. Magic Dragon es un cultivar o híbrido, es el resultado del cruce entre distintos tipos de Lophomyrtus. Es un arbusto muy ramificado y compacto, forma matas de cuarenta a sesenta centímetros de altura, que pueden alcanzar alrededor de metro y medio de altura y mas de un metro de diámetro en la madurez y especialmente si se cultivan directamente en el suelo del jardin, en macetas los ejemplares suelen mantenerse en dimensiones menores.

 

 

 

Tallos delgados de color rosado o marrón de crecimiento erecto, muy ramificados. Hojas perennes, pequeñas y ovaladas, de color verde con tonos bronce, granate y rosados muy decorativos y bordes de color crema. Florece de principios a mediados de verano, (los ejemplares jóvenes no florecen), los arbustos adultos dan pequeñas flores de color blanco, las flores son aromáticas y se parecen a las flores del Mirto. En verano las flores fecundadas dan lugar a frutos de color granate o negro.

 

 

 

Situación parcialmente soleada, o soleada en climas de temperaturas moderadas, (en climas de temperaturas altas agradece una situación mas sombreada especialmente en las horas centrales del día). Se adapta a distintos tipos de suelo, arenoso o calcáreo, y a distintos valores de ph (ácido, neutro o alcalino), pero prefiere un suelo fértil, rico en humus, fresco y bien drenado. Aplicar abono orgánico (humus) a finales de invierno o principios de primavera, para enriquecer el sustrato. Ideal para cultivar en macetas o como borduras, crea un precioso contraste en el jardin junto a arbustos y plantas de hojas de color verde claro o plateadas. Elegir un emplazamiento protegido para su cultivo.

 

 

 

Riegos regulares en primavera y verano con temperaturas altas, manteniendo la humedad del sustrato pero evitando encharcar el sustrato, es imprescindible proporcionar a las plantas un drenaje adecuado. Disminuir la frecuencia y cuantía de los riegos en otoño a medida que las temperaturas bajen. En invierno regar poco, especialmente si hace mucho frió, solo regar de vez en cuando para evitar que el cepellón de raíces se seque por completo.

 

 

 

Efectuar podas de limpieza y de mantenimiento a finales de invierno o principios de primavera, cuando se reanuda su mayor crecimiento vegetativo. Eliminar los tallos dañados o rotos, muertos o enfermos, para favorecer el crecimiento de nuevos brotes y que las plantas permanezcan sanas. También podemos recortar, en primavera o principios de otoño, los tallos demasiado largos para mantener la forma compacta y redondeada de las plantas.

 

 

 

El Mirto de Nueva Zelanda Magic Dragon puede resistir temperaturas invernales frías, incluso heladas débiles y esporádicas, pero prefiere ser cultivada en climas de temperaturas invernales moderadas. Si hace mucho frió y se dan heladas frecuentes, es preferible cultivar las plantas en macetas para poder protegerlas fácilmente durante el invierno. En verano proteger las plantas de los vientos secos y del sol abrasador.

 

 

 

Se reproduce por esquejes parcialmente maduros en primavera. Cotaremos esquejes terminales de veinte o veinticinco centímetros de longitud, quitaremos las hojas del extremo inferior del tallo y lo impregnaremos por hormonas de enraizamiento, colocaremos los esquejes en un sustrato suelto y esponjoso, bien drenado, mantendremos la tierra ligeramente húmeda y colocaremos los recipientes en un emplazamiento de sombra parcial hasta que los esquejes produzcan raíces. Podemos aprovechar los restos de poda sanos para obtener esquejes.

 

 

 

Lophomyrtus Raphii Magic Dragon es una planta muy resistente de poco mantenimiento, no suele presentar problemas con ataques de insectos o enfermedades. Su principal enemigo es el riego excesivo o mal drenaje del sustrato que puede ocasionar problemas de pudriciones. El sol directo y el viento fuerte durante veranos calurosos puede estropear su vegetación, Colocar las plantas en un emplazamiento protegido de sombra parcial para evitarlo. DIFICULTAD BAJA.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *