Grevillea Arbustiva-Grevillea Robyn Gordon

 

Las Grevilleas son plantas arbustivas o arboles perennes pertenecientes a la familia Proteaceae son originarias de Australia, Nueva Guinea y Nueva Zelanda. Grevillea Robyn Gordon es una planta arbustiva, uno de los cultivares mas populares en jardinería producido a partir del cruce entre Grevillea Bipinnatifida y Grevillea Banksii. Forma matas densas que pueden llegar a medir mas de un metro de altura y de diámetro, cerca del metro y medio en condiciones favorables.

 

 

 

Es una planta de rápido crecimiento y poco mantenimiento, muy ramificada de tallos delgados y leñosos arqueados. Las hojas son grandes, perennes y muy decorativas, están muy divididas en fragmentos alargados de color verde que recuerdan a las hojas de los helechos. El contacto con las hojas puede ocasionar irritaciones en la piel a personas de piel sensible.

 

 

 

Las inflorescencias son grandes y alargadas pueden llegar a medir cerca de quince centímetros de longitud, están compuestas de muchas flores, en ocasiones cerca de ochenta, son de color rojo o rojo rosado, son muy duraderas permanecen en el arbusto mucho tiempo. Su néctar atrae a pájaros e insectos polinizadores, las Grevilleas pueden florecer prácticamente en cualquier época del año.

 

 

img_20160917_122346097

 

Situacion soleada o parcialmente soleada, se adapta a distintos tipos de suelo pero necesita que dispongan de un buen drenaje, puede cultivarse en suelos neutros o alcalinos, pero prefiere el suelo ligeramente ácido para desarrollarse correctamente. Tolera los suelos pobres, no necesitan mucho abono, en caso necesario utilizar un abono completo con bajas concentraciones de fósforo en primavera. Se cultiva en grupos para la formación de setos y como ejemplar aislado, es adecuada para jardines grandes ya que necesita espacio para desarrollarse. Es adecuada para espacios públicos y privados y jardines costeros. Las plantas jóvenes o recién trasplantadas necesitan riegos regulares, especialmente con altas temperaturas, una vez enraizadas sobre el terreno soportan periodos de sequía.

 

 

 

Las Grevilleas no suelen necesitar muchas podas, pero podemos efectuar podas de mantenimiento en otoño, con un mínimo recorte conservan su forma compacta y lucen espectaculares, es recomendable podar un tercio de la longitud de sus tallos para conservar su forma compacta, eliminar las inflorescencias a medida que se sequen. Prefieren ser cultivadas en climas tropicales o mediterráneos con temperaturas invernales moderadas, aunque pueden resistir temperaturas de hasta dos o tres grados bajo cero, y aguantar heladas suaves de algunos grados bajo cero.

 

 

 

Se reproducen principalmente por esquejes, aunque algunas variedades se reproducen también por semillas, podemos utilizar los restos de poda para obtener esquejes, utilizaremos trozos de tallos sanos terminales a los que les quitaremos las hojas inferiores, los colocaremos en sus sustrato rico en turba y arena y mantendremos la tierra ligeramente húmeda. Podemos recortar ligeramente la planta en primavera para obtener esquejes. La reproducción por semillas es un proceso largo y las plantas obtenidas no tienen por que ser iguales a la planta madre, especialmente en caso de plantas híbridas.

 

 

 

Las Grevilleas son plantas muy resistentes que no suelen presentar problemas con plagas o enfermedades. Su principal enemigo es el exceso de riego o mal drenaje del sustrato que puede ocasionar pudriciones especialmente en la raíz. Ocasionalmente pueden presentar problemas con cochinillas o insectos barrenadores, serán necesarios tratamientos con insecticidas específicos para eliminarlos. DIFICULTAD MUY BAJA.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *