Espina de Cristo-Corona de Espinas-Corona de Cristo-Euphorbia Milii

 

Euphorbia Milii es una planta arbustiva perenne de crecimiento vertical perteneciente a la familia Euphorbiaceae, es originaria de Madagascar y algunos países de Sudamérica. Es una planta arbustiva muy ramificada que puede superar el metro de altura en su habitad natural, generalmente en cultivo las plantas se conservan en dimensiones mas pequeñas. Es una planta muy espinosa por lo que es conocida como “Espina de Cristo”, “Corona de Espinas”o “Corona de Cristo” haciendo referencia a la corona espinosa con la que coronaron a Jesucristo.

 

 

 

Sus tallos son de color marrón grisáceo y están divididos en tallos mas pequeños, presentan gruesas espinas muy afiladas. Sus hojas son ovales de color verde intenso, en los brotes nuevos son de color verde claro en sus, tienen una nerviación central prominente y de color mas claro que el resto de la hoja. Los bordes de las hojas son lisos y las nerviaciones secundarias muy delgadas. Poseen un látex, blanquecino que aparece cuando la planta se hiere, es recomendable evitar el contacto con el látex porque es irritante.

 

 

img_20161009_134916414

 

Euphorbia Milii puede florecer durante todo el año dependiendo de las condiciones de cultivo. Las flores crecen agrupadas en grupos son pequeñas y dependiendo de la variedad son de color rojo, rosa o blanco. Las brácteas de las flores son redondeadas de entre uno a dos centímetros de longitud y crecen parcialmente solapadas entre si. Es una planta muy apreciada especialmente ornamental en floración por el original contraste entre su vegetación y sus delicadas flores.

 

 

En su habitad natural crece en situaciones soleadas o de sombra parcial, en cultivo podemos situarlas en ambas exposiciones, pero si las temperaturas son muy altas prefieren sombra parcial donde su colorido sera mas intenso. En verano es recomendable evitar el sol en las horas centrales del día pero admite sol directo de primeras horas de la mañana. En interior colocaremos las plantas en un lugar muy luminoso lejos de corrientes de aire, es recomendable ir girando la maceta para que las plantas no se inclinen hacia la luz.

 

 

 

Es una planta muy fácil de cultivar de poco mantenimiento, necesita un sustrato drenante que contenga arena. Adecuada para cultivar en macetas en climas de temperaturas frías como planta de interior o al menos durante el invierno. En climas cálidos se puede cultivar durante todo el año en exterior en macetas o en el jardin, prepararemos previamente el terreno incorporando arena para facilitar el drenaje. También podemos utilizar tierra para plantas crasas y cactus mezclada con sustrato universal y un poco de tierra de castaño o de brezo. Aplicaremos un poco de abono para cactus una o dos veces al mes en época de crecimiento en primavera y principios de verano.

 

 

Riegos moderados, regar solo cuando la tierra esta seca y evitar empapar el sustrato, si las cultivamos en macetas evitar colocar platos bajo ellas o colocar una capa de tierra volcanica, bolas de arcilla o pequeños áridos entre la base de la maceta y el plato o cubre macetas para que el agua sobrante del riego fluya perfectamente. Las plantas de Euphorbia Milii son muy sensibles al exceso de agua que ocasiona desperfectos en las plantas y pudriciones. En invierno disminuir considerablemente los riegos.

 

img_20160920_171229320

 

 

No necesita poda, solo eliminar los tallos o hojas dañados y secos y el resto de las inflorescencias secas para mantener las plantas saludables, es recomendable utilizar guantes apropiados para no herirnos con las espinas o el látex que desprende la planta cuando presenta una herida. No resiste el frió intenso ni las heladas, en climas fríos se cultiva como planta de interior al menos durante el invierno, en primavera con la subida de las temperaturas podemos colocarla en exterior acostumbrándola poco a poco a una mayor luminosidad para que la planta se adapte bien.

 

 

 

Se reproduce por esquejes terminales, en primavera cortaremos tallos de la parte alta de la planta, dejaremos cicatrizar sus heridas por unos días antes de sembrarlos para evitar que los esquejes se pudran. Colocaremos las macetas en un lugar luminoso pero resguardado del sol directo y del viento, regaremos la tierra de vez en cuando, pasadas unas semanas los esquejes desarrollaran raíces.

 

 

Euphorbia Milii es una planta muy resistente y fácil de cultivar de poco mantenimiento, es muy resistente ante plagas y enfermedades en condiciones adecuadas de cultivo. Ocasionalmente con temperaturas altas y húmedas pueden aparecer cochinillas que deberán ser tratadas rapidamente con insecticidas específicos. Su principal enemigo es un exceso de riego o mal drenaje que ocasionan pudrición de raíces y el deterioro general de la planta, es imprescindible vigilar el riego y proporcionar a la planta un drenaje perfecto. Mantener la planta en un ambiente con temperaturas moderadas. DIFICULTAD MUY BAJA.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *