Skimmia Japonica

 

Skimmia Japonica es una planta arbustiva perenne perteneciente a la familia Rutaceae, es originaria de Japón y China. Se desarrolla en zonas boscosas de sombra parcial, crece de forma redondeada y compacta con alturas comprendidas entre los treinta centímetros y metro treinta de altura, existen variedades enanas para cultivar en macetas. Skimmia Japonica es una planta de crecimiento lento.

 

 

 

Sus hojas son perennes, alargadas y gruesas y miden alrededor de diez centímetros de longitud, son de color verde intenso brillante y textura similar al cuero, el color verde del haz de la hoja es mas oscuro que el del envés, desprenden un aroma cítrico si se estrujan. Actualmente existen muchas variedades y plantas híbridas con distintos tamaños y hojas en tamaños diferentes, incluso con hojas variegadas de color verde con bordes de color crema y botones florales de distintos colores, rojos, rosados, violetas o dorados.

 

 

 

La mayoría de las plantas de Skimmia Japonica presentan flores masculinas y femeninas en plantas separadas. Las flores de los ejemplares masculinos son blancas o rosadas y pequeñas, en forma de estrella, tienen cuatro pétalos y crecen agrupadas en inflorescencias cónicas y redondeadas que sobresalen por encima de la vegetación. Las inflorescencias con los capullos florales se presentan en invierno, meses antes que las flores se abran en primavera, son de color rojo o rosado y dan a la planta un aspecto muy decorativo.

 

 

 

Las plantas con flores femeninas, muy pequeñas y fragantes, una vez polinizadas presentan frutos de color rojo brillante en otoño, que permanecen durante el invierno en la planta y son seguidas de nueva floración en primavera. Para tener frutos se necesitan plantas con flores masculinas y ejemplares con flores femeninas, para que los insectos encargados de la polinizacion depositen el polen de las flores masculinas sobre las flores femeninas.

 

 

 

Prefieren una situación parcialmente soleada o de sombra luminosa, el sol directo ocasiona quemaduras en las hojas. Plantar en primavera u otoño en un suelo rico en humus, húmedo y bien drenado, la Skimmia Japonica se desarrolla mejor en suelos ácidos o neutros, no le gusta la cal ni las corrientes de aire, es aconsejable abonar a principios de primavera con un abono de liberación lento para mantener los ejemplares nutridos. Riegos regulares manteniendo el suelo ligeramente húmedo pero evitando los encharcamientos, riegos frecuentes en verano con temperaturas altas, no resiste la sequía.

 

 

 

Skimmia Japonica no necesita poda. Es una planta rustica, resiste temperaturas bajas incluso algunos grados bajo cero, pero si las temperaturas son extremas necesita protección. No le gustan las temperaturas muy altas, en verano en situaciones calurosas necesita riegos frecuentes y una situación mas sombreada, es imprescindible mantener la humedad del suelo evitando los encharcamientos y el sol directo.

 

 

 

 

Las plantas de Skimmia Japonica se reproducen por semillas y por esquejes. Podemos sembrar las semillas en primavera u otoño, para su reproducción utilizaremos esquejes de nuevo crecimiento a principios de verano y esquejes parcialmente leñosos a finales de verano, podemos utilizar hormonas de enraizamiento para favorecer el prendido.

 

 

 

Puede verse afectada por plagas de pulgones, cochinillas y araña roja, y por algunos hongos especialmente en casos de mal drenaje. Serán necesarios tratamientos con insecticidas o fungicidas específicos para controlar las plagas o enfermedades. Los saltamontes también pueden perjudicar a las plantas. DIFICULTAD MEDIA.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *