Hortensia gorro de encaje-Hydrangea Macrophylla Normalis

 

Hydrangea Macrophylla Normalis es un arbusto caduco perteneciente a la familia Hydrangeaceae, es originaria de Japón y China. Forma arbustos muy ramificados de crecimiento redondeado, miden entre sesenta y metro y medio de altura, y entre noventa y metro y medio de diámetro. Es una planta muy decorativa de aspecto delicado, muy utilizada como planta ornamental. Las flores pueden ser de color azulado, rosado o purpura-rosado, el color varía dependiendo de la acidez del terreno, en suelos mas ácidos los tonos son mas azules y en suelos mas alcalinos son mas rosados.

 

 

Las hojas son caducas, ovaladas y puntiagudas de color verde, nerviaciones profundas y bordes dentados. Esta variedad de Hydrangea Macrophylla presenta racimos florales planos y redondeados, con diminutas flores centrales fértiles, estas pequeñas flores están rodeadas por un borde de flores dispersas, de mayor tamaño y estériles, mas vistosas. Las inflorescencias de esta variedad de Hortensia se conocen como «flor de encaje» o «gorro de encaje», porque no son redondeadas y globosas como en la mayoría de variedades de Hortensias, en esta variedad las inflorescencias son redondeadas y planas. Son muy elegantes y de aspecto delicado.

 

 

Situación parcialmente soleada, admite sol de primeras horas de la mañana y sombra luminosa, es recomendable evitar el sol directo de las horas centrales del día, especialmente en verano y con altas temperaturas, que puede provocar quemaduras en las hojas. En climas de temperaturas moderadas pueden cultivarse a pleno sol. Suelo rico en humus, ligeramente ácido y buen drenado. Perfectas para jardines de arboles, muy decorativas cultivadas bajo ellos y en sus proximidades. Anualmente añadiremos un poco de tierra ácida, (tierra de castaño o de brezo) para acidificar el sustrato y enriquecerlo, También podemos abonar las plantas, durante los meses de crecimiento y floración, con abono liquido especial para plantas ácidas, disuelto en el agua de riego. Pueden necesitar apartes de Quelatos de hierro, para evitar o corregir el amarilleo de las hojas.

 

 

Las Hortensias necesitan riegos frecuentes, manteniendo la tierra ligeramente húmeda, especialmente en primavera y verano época de máximo desarrollo vegetativo y floración, y temperaturas mas altas. Evitar empapar el sustrato y proporcionar a las plantas un drenaje perfecto, para evitar problemas con hongos y pudrición de raíces. Podar los tallos altos, un poco por encima de los brotes fuertes. Pode a finales de verano o a finales de invierno, teniendo en cuenta que las flores se desarrollan en los tallos del año anterior. Elimine los tallos viejos y leñosos desde su base, pero los demás tallos,  apenas los cortaremos, solo por encima de brotes gruesos, si poda mucho las Hortensias, no florecerán en el verano. próximo Aunque las Hortensias resisten temperaturas bajas invernales, en otoño, es recomendable acolchar el terreno, añadiendo en la base de las plantas una capa de mantillo o sustrato, para proteger las raíces en invierno.

 

 

Se reproducen fácilmente por esquejes, podemos aprovechar los restos de poda para obtener esquejes, los esquejes deben contener varias yemas de crecimiento, utilizaremos hormonas enraizantes para favorecer el prendido. Las plantas son bastante resistentes a ataques de insectos y enfermedades, en ocasiones pueden aparecer cochinillas, pulgones o ácaros, aunque no es frecuente, en caso de ataques trataremos las plantas con insecticidas específicos en pulverizacion. Algunos hongos pueden aparecer, provocando manchas foliares o cubriendo sus hojas con un fino polvo, de color gris blanquecino (oídio) que reseca las hojas, utilizaremos fungicidas especiales para tratar las plantas afectadas. DIFICULTAD BAJA.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *