Gloxinia Purpurascens

 

Gloxinia Purpurascens es una pequeña planta arbustiva perteneciente a la familia Gesneriaceaees originaria de Brasil, Bolivia y Perú. Es una planta de crecimiento vertical ramificado de base semi leñosa, tiene tallos delgados y cilíndricos de crecimiento erecto o ligeramente abierto, pilosos. Las hojas crecen sobre el tallo unidas a el por medio de peciolos cortos.

 

Ejemplar del Jardín Botánico de Basilea en Suiza.

 

 

Las hojas crecen en pares o en grupos de tres, son ovaladas y terminan en punta. Sus bordes son dentados, las hojas son de color verde oscuro y presentan una nerviación central pronunciada y nerviaciones secundarias curvadas hacia los bordes de la hoja. Son de tamaño medio de entre seis a nueve centímetros de longitud y de cuatro a seis centímetros de diámetro. La superficie de la hoja es pilosa al igual que sus bordes.

 

 

 

Las flores se desarrollan en las axilas de las hojas unidas a ellas por un pedicelo cilíndrico y piloso de seis a siete centímetros de longitud. Son tubulares y colgantes de color rojo intenso, prácticamente cilíndricas, un poco mas globosas en su punto medio y mas estrechas cerca de su base, su superficie se muestra muy pilosa. Presentan el extremo inferior sobresaliente y curvado hacia el exterior, ondulado y dibujado de color amarillo y rojo oscuro.

 

 

 

Situación luminosa y protegida de los rayos directos del sol, lejos de sus lugares de origen deben ser cultivadas en interior de invernaderos o como planta de interior. Necesita una tierra de cultivo rica en nutrientes, suelta y esponjosa que drene perfectamente. Mantendremos el terreno ligeramente húmedo pero no encharcado, evitaremos mojar las hojas y dejaremos que el agua sobrante del riego fluya libremente. No resiste temperaturas frías, las plantas deben ser mantenidas a temperaturas de alrededor de veinte grados.

 

 

 

Puede sufrir ataques de hongos y pudriciones especialmente en condiciones de excesivo riego y mal drenaje del sustrato. Es una planta delicada y frágil lejos de su habitad natural, no es frecuente encontrarla en cultivo a excepción de en jardines botánicos donde se les proporciona las condiciones de humedad, suelo y temperatura adecuadas. Mucho mas fácil de cultivar son otras variedades de Gloxinia, frecuentes en centros de jardinería. DIFICULTAD MEDIA.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *