Aguja de Adan-Yucca Flaccida

 

Yucca Flaccida es una planta perenne perteneciente a la familia Asparagaceae, es originaria de Norteamérica. Forma rosetas de hojas de alrededor de cincuenta o sesenta centímetros de altura, aunque la planta puede alcanzar alrededor de un metro y medio de altura en floración. Las plantas tienden a extenderse formando pequeños grupos.

 

 

Las hojas son perennes, alagadas en forma de lanza, son muy abundantes, crecen de forma vertical o ligeramente curvadas hacia el exterior, son de color verde oscuro y extremos puntiagudos y afilados. Las hojas crecen formando rosetas bajas en la base de la planta, generalmente no presentan un tallo o este es muy corto. Los bordes de las hojas forman frecuentemente filamentos blanquecinos. Las hojas son menos duras (son Flacidas) que otros tipos de Yuca.

 

 

Florece de mediados de verano a principios de otoño, las flores son acampanadas de color blanco cremoso, son hermafroditas, crecen reunidas en lo alto de inflorescencias verticales amplias y ramificadas que se desarrollan desde la base de la planta y alcanzan alturas de alrededor de un metro y medio.

 

 

Situación soleada o parcialmente soleada, se adapta a distintos tipos de suelo, incluidos los suelos pobres en nutrientes, pero es esencial un suelo bien drenado para su correcto desarrollo. podemos utilizar un suelo arenoso o un sustrato similar al que utilizamos para cultivar cactus o plantas crasas. Es ideal para jardines de bajo mantenimiento, necesitan poco riego una vez establecidos por lo que es recomendable para xerojardineria. Ideal para jardines de rocas y para cubrir el terreno.

 

 

 

Riegos regulares especialmente en plantas jóvenes y recién trasplantadas, así como en las cultivadas en macetas. Los ejemplares adultos y bien enraizados sobre el terreno necesitan pocos riegos y pueden resistir periodos de sequía. Podar las inflorescencias secas cuando haya finalizado la floración e ir eliminando las hojas secas y estropeadas, para mantener las plantas saludables. Es una planta resistente a las temperaturas bajas invernales.

 

 

Se reproducen fácilmente por división de mata, los ejemplares adultos desarrollan pequeñas plantas a su alrededor que pueden ser separadas de la planta madre para conseguir nuevas plantas. También podemos reproducirla por semillas. Es una planta muy resistente y fácil de cultivar, admite situaciones expuestas al sol, el viento y el frió, no suele tener problemas con plagas de insectos o enfermedades siempre que mantengamos un drenaje perfecto. Su principal enemigo es el exceso de riego y drenaje insuficiente que puede provocar pudriciones. DIFICULTAD MUY BAJA.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *